Wednesday, May 11, 2011

La realidad crítica desmerece. Análisis político.

En el ancho lujo de tu cara de sueño, en el momento menos tierno, mueves los brazos entre el lodo y los mensajes de texto. En el ancho espacio que dejas en los setos en el momento menos tierno; calculo lo poco que me quieres en números enteros con un pie dentro y otro bien lejos. ¿Quién de todos tus prestamistas te vieron en Vermont?. Antes quemo mi amor, antes mucho antes que venderlo. Desde el maratón del miedo te digo que la realidad crítica desmerece, o por lo menos, no precisa de sentirla doliendo aquí dentro.

Esto es parte de uno de los textos que hago antes de hacer canciones. Lo cierto es que llevo un tiempo componiendo a buen ritmo y me crea ansiedad no poder sacarlo a la luz, me agobia esperar tanto tiempo y cuando uno se queda parado empieza a preocuparle la realidad....

Nunca antes había hecho esto, me refiero a hablar de la realidad, de los tiempos que estamos viviendo, yo no soy así. Pero no sé, llevo un tiempo pensando en cómo van las cosas y he pensado esto.

Desde que nací viví el fin de la guerra de Vietnam y la creciente y mesurada opulencia... vamos, que poco a poco fui creciendo con cierta valentía, no me fueron mal las cosas tengo que decir. Como a muchos otros de mi generación. Tal vez por ello me dediqué al arte. Sólo por eso merece la pena todo lo que voy a decir a continuación. Cuando los artistas trabajan en tiempos de paz miran los momentos convulsos de la historia con mirada romántica. Yo siempre trabajé sobre la guerra, sobre la pérdida pero ahora que vivimos tiempos donde la gente está desesperada, donde creo que se avecinan momentos lentos y difíciles tengo que decir que la realidad me ha decepcionado. Creo que somos la generación más preparada en el hedonismo pero la menos preparada en el pragmatismo.

Miro a mis alumnos y pienso: no estáis preparados para esto. Miro a mi al rededor y veo que no hay miradas románticas para explicar esto, porque esta situación actual no está basada en una lucha de clases, aquí todos tenemos delitos, y los de arriba mucho más, pero no estamos preparados para esto. Por eso sociológicamente creo que no va a ver una reacción a tiempo real para lo que está por venir... todos nos miramos de reojo y nos decimos, pero tú no me decías que esta ronda la pagabas tú por tus cojones?...

Pues eso, que la realidad crítica desmerece, que hemos construido una idea del Yo que adolece de honestidad, carece de paz y todos buscamos al primer motor inmóvil... el primero que fue feliz para decir,, ves "Vivía por encima de sus posibilidades".

Digo esto mientras pasan los megáfonos de las elecciones por la calle y me tomo un café en una terraza que apesta a culpa... y sólo se me ocurre decir:
"haced lo que queráis con la realidad pero por favor no hagáis campaña electoral", en serio, no hay nadie que os escuche y desde la honestidad piense en la sintaxis de lo que decís... no he escuchado ningún discurso corregido con estilo desde los años 80... repartid entre vosotros la culpa, que yo solo valgo para la sintaxis... y para mover los brazos entre el lodo y los mensajes de texto, calcular el amor con números enteros... estoy preparado para devolver el dinero a los prestamistas de Vermont.

PD para ser la primera vez que hago público un pensamiento político me ha quedado un poco de esta manera pero qué le vamos a hacer.

11 comments:

Isaac said...

Por fin puedo comentar tras la caída de Blogger.

¿Sabes cuál es la diferencia entre nuestra generación -más o menos es la misma- y la que viene por detrás? Que nosotros todavía tenemos el suficiente conocimiento como para decir "a ti lo que te hace falta es una buena guerra, pringao!".

Esta frase, que si le quitas el "pringao" es tan de abuelos es la que para mí encierra el contenido de lo que dices en el post.

Y va a ser verdad. Como a más de uno le hacen falta un par de cates.

rizino said...

bueno todos nos hacemos más conservadores con los años, eso es así. La cuestión que yo planteo es que al final todos actuamos bastante como predecía Skinner y J. Nash pase lo que pase la teoría de juegos tiende al éxito.

Dicho a las claras, pienso que con el fin de las ideologías vino la ideología del Yo, la búsqueda de la individualidad y ahora cómo vamos a querer juntarnos por algo si todos hemos mirado por lo nuestro durante toda nuestra generación.

De todas formas hay unos límites de intersubjetividad,,, o al estilo de HAbermas y Apple que plantean que todo tiene un límite. Lo que yo creo es que el Límite al que caminamos es indudablemente la pérdida de las clases medias y el bien estar, por una sociedad dividida como quimera,,, cambiaremos el siglo del egocentrismo por el del clasismo brutal. Creo que vamos hacia un sistema de Castas, nadie se querrá relacionar con otra casta por si esa casta es la próxima en caer... Modelo Oriental

Isaac said...

A mí todo esto me está pareciendo un mojón conceptual. Tres frases sacadas del telediario de ayer. Literales (las copio y pego de un correo que le estaba poniendo a un amigo con el netbook en las rodillas):

CHAVAL 1 "pues... hemos decidido en asamblea que... en... la próxima asamblea decidiremos qué hacer..."
NEO JIPI DE UNOS 50: "¿Cómo que una propuesta concreta? ¿Te parece a ti que esto no es una propuesta concreta? Estamos aquí. ¿Más concreto lo quieres?"
CHAVALA 2: "consideramos que.. la propuesta concreta es... pedir un cambio"

Pues eso...

Isaac said...

Fueraparte de la hipocresía del discurso "No voten ni al PP ni al PSOE". ¿Ah, sí? ¿Qué tal UPyD? ¿Os mola?

Es como cuando la Conferencia Episcopal dice no recomendar el voto para ningún partido, pero que los católicos deben votar al partido que más respete el derecho a la vida.

El mismo cinismo.

rizino said...

ajjaja sí la propuesta de lo concreto, el concepto es el concepto, a lo Airbag.

Bueno Isaac. Yo desde mi posición de burócrata mira las cosas desde la génesis de los individuos, los escolares y veo claramente que caminamos hacia una sociedad de castas. Estamos aún en un momento en el que el shock no deja ver lo que hay detrás.

Para entendernos la gente piensa en el principio Marxista de que la realidad no solo se puede conocer, se puede cambiar. La cuestión es que la dirección puede ser la opuesta en la que piensan los que se agrupan sin una opción que sólo sea mostrar el mal estar en la cultura.

Yo creo que todos estamos asustados, un amigo hoy me decía que el término Imposible no existe ni para la ciencia ni para la filosofía ni para el conocimiento, todo el mundo que es posible avanzar pero cuando le dicen a uno que la sociedad va a cambiar a un sistemas de castas inmovilistas, donde el colegio va a determinar directamente tu futuro y después cada paso va a ser hermético y sectario, te dicen eso es imposible... pues no lo creo, vamos a vivir una transformación social hacia la sociedad de castas y no veo otra solución... Nadie va a querer que si el estado recorta sus competencias en servicios se los den a todos por igual...

Isaac said...

Estás muy convencido de esto de las castas! Jaja! Supongo que más en lenguaje de la calle, entiendo que crees que nuestra sociedad será más clasista. No sé. Yo creo que ya lo era bastante, la verdad.

Veremos a ver qué pasa. Siempre que un buen bombazo no nos ponga a este país de mimados en nuestro sitio.

rizino said...

Claro uso la figura de las castas como susto o muerte pero te digo que la gente no va a poder decidir lo que van a ser sus hijos , eso lo va a volver a decidir tu casta

Isaac said...

Vamos, como los Matías Prats o los Bardem, pero a lo bestia.

rizino said...

sí, bueno hablo desde mi experiencia en Argentina durante la época del corralito ahí aprendí mucho de lo que suponen las sociedades sin clase media real y sistemas sociales bajos. Yo vi cómo no había dinero y el estado sacó patacones, que eran billetes sólo impresos por un lado, algo así como pagares del tesoro a 12 años de curso legal en la calle,,, pagaban a los funcionarios con eso... no había dinero en los bancos, es algo bastante alucinante, como dice Leonard Cohen...
"And if you call me brother now,
forgive me if I inquire,
"Just according to whose plan?"
When it all comes down to dust
I will kill you if I must,
I will help you if I can.
When it all comes down to dust
I will help you if I must,
I will kill you if I can.
And mercy on our uniform,
man of peace or man of war,
the peacock spreads his fan.

pues eso, que cuando todo se convierta en polvo, nadie sabe quien le puede salvar y quien le puede matar.

the beatnik said...

muy bueno, señor, muy bueno.¿y qué ibas a hacer? pues lo que has hecho, ni más ni menos, que era lo mejor que podías hacer, un poco de ejercicio sintáctico. muy bueno, R.

Anonymous said...

Piensa richy que a los Espanyoles hay que recordarles que Espanya no es Drama, Comedia ni Tragedia. ( no somos Griegos, ni portugeses y gracias a Dios tampoco Italianos). Somos Espanya que siempre fue Farsa.

Y es la Farsa la que nos salvara, o prolongara nuestra resistencia.

Un abrazo desde Lisboa.