Monday, May 25, 2009

la verdad de los que niegan tres veces

Estoy terminado una canción, cuya letra escribí en Cádiz este finde. Aún tengo que definir muchas cosas pero estoy muy feliz con lo que va saliendo.

A parte me dio por pensar durante el viaje sobre los evangelios... supongo que desde que colgué el vídeo de Dylan estoy más místico que de costumbre. Bueno dejo la idea en el aire...

"Si me preguntan, sobre mi amistad con Jesucristo, lo negaré por tres veces. Los que me conocen puede que digan que soy un tipo alegre, los que me escuchan no creo que piensen lo mismo; si me lo preguntan no dudaré en negarlo tres veces seguidas... da igual cualquiera de los dos opciones.

¿Qué tendrá la tercera? es tal vez la ruptura de la Ironía. Uno no puede ser irónico durante tres intentos seguidos y no apartar la mirada. Pero aunque esto sea común a todos los mortales la diferencia está en lo que hacemos tras la última de las preguntas.

1. hay quien responde con violencia.
2. hay quien siente miedo y se paraliza.
3. hay quien decide adaptar su vida a lo que se supone que decía que hacía o no hacía. Así se configura la vida de los soñadores. Al contestar tres preguntas con respuesta contradictoria ¿cómo puedes llevar el timón de tu vida?

Creo que sociológicamente podríamos resolver así esta cuestión

1. El que tiene cosas de este mundo se defiende con violencia (hombre rico)
2. El que no tiene cosas de este mundo se resigna (hombre pobre)
3. El que tiene cosas que no son de este mundo inventa uno nuevo a partir de la tercera respuesta embustera de su vida... 

Si me preguntan  por tres veces si soy triste o alegre, terminaré siendo aquello que estaba ocultando... porque uno de los motivos por los que creo que la gente hace canciones es que  su reino no es de este mundo... y que dios me perdone por llevar el timón hacia la más maravillosa de las islas,,, 

Todo esto lo aprendí en mis tardes de mentiras con la costa brava.

3 comments:

inés said...

yo te quiero por tres millones de veces

Isaac said...

Tú eres un fenómeno, tronco... ¿Que te dio tiempo a escribir una letra?

Juan José Rueda said...

Creo que los seres humanos nos diferenciamos de los animales no por razonar (que muchas personas me dan muestras de no saber que es eso, XD), sino por nuestra capacidad para fabular y la ensoñación.

Un saludo.